Este verano, que la pereza no afecte a tu barriga

En vacaciones todo se detiene, nos levantamos más tarde, descansamos más, la vida se hace más lenta. Y eso es bueno, siempre y cuando la pereza no llegue a nuestro intestino. Y para que esto no suceda, la solución es sencilla: beber agua, practicar deporte y comer fibra. Cuando la alimentación es pobre en fibra […]